04, Feb 2014

Skinner, dependencia económica, vigilancia y libertad

descarga

En verano del año pasado se publicó una entrevista muy interesante con el historiador republicano Quentin Skinner, en la que repasa su trabajo académico y reflexiona sobre el mundo actual. Las grandes corporaciones pueden constituir una amenaza seria a la libertad, particularmente por su capacidad para presionar gobiernos. «El gobierno se coloca (…) bajo la obligación de comportarse de un modo servil que puede ser también antidemocrático.»

También se pronuncia contra los operativos de vigilancia de empresas y gobiernos:

La noción de que no hay problema con la vigilancia mientras no tengas nada que ocultar muestra la complacencia de la visión liberal de la libertad en contraste con la perspectiva republicana. …

El mero hecho de ser espiados nos arrebata libertad. La respuesta de aquellos a quienes incomoda la vigilancia ha estado enmarcada en términos de violaciones a la privacía. Desde luego, es cierto que mi privacía es violada si alguien lee mis correos electrónicos sin mi consentimiento. Pero mi argumento es que mi libertad también es violada, y no simplemente por el hecho de que alguien lea mis correos, sino por el hecho de que alguien tiene el poder de hacerlo, si quiere. Debemos insistir que esto, en sí mismo, nos quita libertad porque nos deja a  merced del poder arbitrario. No importa que quienes tienen ese poder nos prometan que no lo usarán más que cuando sea estrictamente indispensable, o que lo usarán para el bien común. Lo que ofende la libertad es la mera existencia de ese poder arbitrario.

Compartir en Twitter Compartir en Facebook

Deja un comentario