23, Feb 2010

La civilizada malicia de Isaiah Berlin

En el blog del New York Review of Books se publica una nota interesante de Charles Rosen sobre las cartas de Isaiah Berlin. A. N. Wilson había destrozado el segundo volumen: las cartas mostraban las limitaciones intelectuales del profesor del dictáfono y revelebana los vicios que su retórica encubría. Rosen sale a la defensa de Berlin: como la cortesía, la malicia es una forma de la civilización. 

Compartir en Twitter Compartir en Facebook

2 Comentarios

  1. fmgarzam dice:

    Professor:
    Hay que recordar que las cartas no tenían la intención de ser públicas, ni publicadas. Que el maestro no escribía o lo hacía poco para la imprenta y los bronces. El hablaba. La construcción de su memoria ha obligado a la difusión.
    Ahora, si hay algo que caracteriza a los Ingleses de cierto nivel es la malicia, como una especie de picardía. (La madreada le dicen en mi pueblo.)
    Justo buscaba el dato donde escribe que nunca podría confiar en los Mexicanos.
    F
    p.s. Ojala tuvieramos, aunque fuera uno solo, un Berlin y un Wolfson College.

  2. Guillermo Coronado dice:

    Hola Jesús,
    Me puedes ayudar con una cita que tienes de Berlin en tu libro la Idiotez de lo perfecto, sobre Berlín, que dice:
    “quien ve el mundo desde la única ventana de sus párpados pierde de vista su espalda”
    Me podrías decir en que libro de Berlin viene, ya que quiero escribir un artículo y pienso abrir con esa frase. Además de que quiero leerlo en inglés ya que el artículo es en dicho idioma.
    Muchas felicidades por tu blog.

Deja un comentario