06, Ago 2012

Sobre la manipulación

Las elecciones de julio no fueron auténticas porque los votantes fueron manipulados, dicen los impugnadores. Los electores decidieron bajo engaño. La condena señala, en primer lugar a los manipuladores, aquellos que, a través de la mentira o la distorsión presentan un cuadro del mundo que no corresponde con la realidad, induciendo a otros a servirles. El manipulador falsifica en su beneficio. Pero el manipulado también es reprendido en el diagnóstico: es un ciudadano desprevenido y débil que se entrega al servicio de sus propios opresores. El manipulado asiente con docilidad en su perjuicio. El territorio de la manipulación es el inconsciente: el manipulador sabe que miente, sabe que distorsiona, sabe que engaña pero el manipulado lo ignora. Por indolencia o por ignorancia es presa de el engaño sin saberlo.

La denuncia de la manipulación tiene fundamentos nobles: la búsqueda de la voluntad auténtica del ciudadano. Un acto de resistencia frente a las formas más penetrantes y ocultas de un poder que no busca solamente controlar actos sino moldear el pensamiento. La última ambición del poder es entrar al bulbo de la voluntad y, desde ahí, mandar sin resistencias. La última forma de poder no es la conquista del territorio sino la ocupación de la mente. La crítica tiene su valor. El problema es que descansa en una arrogancia, en una pretensión absurda, en una ilusión. Un mundo donde rige la Verdad y en el que las decisiones de cada persona surgen de una voluntad sin intrusiones y corresponden con sus intereses auténticos. No hay tal mundo, es imposible esa cápsula para un albedrío sin interferencias, no hay mejor juez del interés propio que cada individuo.

Si manipulación es la parcialidad de ellos; compromiso es la parcialidad de los nuestros. La denuncia de la manipulación cuelga de una idea belicosa pero hermética de la Verdad: existe una realidad objetiva que nosotros conocemos y que sólo puede negar la complicidad con los poderosos. Cualquier dato que se aparte de nuestro relato es el engaño de los manipuladores. No hay espacio aquí para las versiones encontradas, las perspectivas antagónicas, el punto de vista. Señalar con el dedo a los manipuladores implica creer que existe una cobertura periodística pura, ajena a cualquier interés, plenamente objetiva. Enfocar la denuncia a la actuación de los medios con la retórica de la manipulación podrá tener enormes efectos políticos pero no parece un buen diagnóstico ni anticipa cura porque nos lleva a relegar lo más importantes: la concentración mediática y la falta de profesionalismo de nuestra prensa. Sí, hay instancias periodísticas dedicadas groseramente a la publicidad de algunos. Sin embargo, a mi juicio, el problema central de nuestra prensa no es ese. Es la falta de diversidad en los medios electrónicos y el escaso rigor en su actuación profesional.

El segundo ingrediente de la denuncia es el quebranto de la autonomía del ciudadano. La manipulación inyecta una voluntad extraña en la mente. El manipulado ve el mundo con ojos ajenos: los ojos de su opresor. No ve lo que ve, sino lo que otros le hacen ver. La crítica tiene un elemento irreprochable: en efecto, el universo se hace inteligible a través de otros que nos aportan información y la evalúan, que ofrecen datos y críticas. Pero todos los agentes sociales que entretejen la vida en común son eso: emisores de informes y advertencias marcados por la parcialidad y la conveniencia. La escuela y la iglesia, la familia y el trabajo, los medios y a calle configuran el complejo de referencias que le sirven a un individuo para ubicarse en el mundo y decidir. La socialización es una constante invasión de juicios exteriores. Si vale denunciar la manipulación, debe hacerse sin la ilusión de una consciencia amurallada que podamos resguardar de un invasor. La voluntad individual es una trama, no una fortaleza.

La tercera cuerda de esta crítica descansa en la idea de que el manipulado pierde de vista su interés auténtico, por efecto de la larva que le han incrustado en el cerebro. El manipulado no sabe lo que quiere, no sabe lo que le conviene, olvida lo que le beneficia porque han sometido el nervio primordial de su juicio. Lo curioso de este argumento es que el crítico de la manipulación suele pensar que es buen juez del interés ajeno, mejor que el individuo mismo. Al manipulado le dice paternalmente: no sabes lo que te conviene, has vivido engañado: escúchame que yo no te manipularé. Yo sé lo que tú, realmente, quieres. Los críticos de la manipulación tropiezan frecuentemente con este achaque paternalista: creerse en mejores condiciones para juzgar la conveniencia de otros. Suponer que la voluntad con la que disienten es falsa. Creer, en el fondo, que los otros no tienen derecho a equivocarse.

No niego la existencia de la manipulación. Advierto las trampas que suele esconder esa denuncia. Creo que valdría tenerlas presentes. 

 

Compartir en Twitter Compartir en Facebook

18 Comentarios

  1. Bermejunto dice:

    Señor, le invito a que se instruya más en esta materia. La manipulación, sociológicamente hablando es mucho más que enajenanción mental. Antropológicamente se entiende como alineación con el colectivo en pro de las instituciones sociales(curiosamente usted es pro institución). La determinación surge, por una disputa entre visiones del mundo y no sólo por un conflicto incosciente en los inviduos. Los procesos enajenantes de la realidad no se dan por un convencimiento individual, se dan mediante todo un proceso en donde intervienen las instancias validadoras de verdad de todas las sociedades. De otro modo resulta incomprensible entender ciertos fenómenos históricos. La alienación, la enajenación mental son hechos históricos y no hay ninguna razón para pensar que esos hechos hayan desaparecido del todo, aún en estas realidades “democráticas”. Sobre todo cuando persiste un acceso desigual a la información.

  2. Alex dice:

    Don Bermejunto: si el individuo es aquí espurio o sale sobrando, ¿que sentido tendría alegar a propósito del voto, que no es sino de individuos? Instrúyase o ilústrese usted también.

  3. Chuy dice:

    Instancias validadoras de la verdad? Se refiere a AMLO y a Ricardo Monreal?

  4. Manuel García Rendón dice:

    Si la manipulacion fuera tan efectiva todos habriamos votado por Peña Nieto. Vaya, hasta la sirvienta de mi casa, que voto por AMLO, hubiera votado por Peña Nieto.

  5. Beatriz Pereira M. dice:

    Dinero contante y sonante, gacetilla contante y sooonante, lavado de dinero o desvío de éste contante y sonante, inequidad electoral contante y sonante, autovictimismo de que los demás son los violentos o los antinstucionales cuando conviene contante y sonante, miopía de intelectuales como tú en inequidades -toda las culpas repartibles son de los que impugnan- ….. ¿y nos sales con un alegato o artículo sobre la manipulación como tú la entiendes disociando los elementos anteriores por ejemplo? Es sano que haya libertad de expresión y podamos rebatir siquiera ello en blog. Quizá hasta llamarlo chaafa, manipulador

  6. Memo dice:

    Vaya, ahora sí que me sorprendió señor Márquez. Acostumbrado a sus opiniones bastante sesgadas en favor de los individuos del poder en turno, que se refiera esta vez a uno de los catalizadores del poder podría ser gratificante.
    Espero que no deje el tema y que si abriera un debate serio lo acepte y enriquezca que, me parece claro, argumentos no le faltarán.
    En lo personal creo que sin éste y otros factores que lubrican ideológicamente al sistema (la televisión, cierta ‘literatura’, el cine comercial, la educación real que se nos imparte y no la ideal, la propaganda comercial que vende modelos de vida y un larguísimo etcétera)dificilmente funcionaría.
    Puestos en este nivel habría que admitir que lo de menos es el proceso electoral, pues gane quien gane al final hará uso de los mismos elementos para operar y perpetuar su propio modelo (la trampa de la que habla, si no entendí mal).
    Así las cosas, ¿qué debería perseguir la sociedad y ciudadanía de un sistema presuntamente ‘demcrático’?
    Por cierto, dos de sus colegas ya trataron de responder en un librito que raya en el panfleto: Un futuro para México, aspiremos a ser buenos consumidores y clase media.
    Usted que comparte muchas de sus propuestas e ideas, ¿comparte éstas?
    Yo no. yo no me conformo con ser clasemediero ni tener poder de compra. Ni me parece que un país de consumidores sea deseable.
    ¿Qué tal una sociedad autónoma, libre pensante y libre actuante?
    Espero que no sea mucho pedir…
    Saludos…

  7. Beatriz Pereira M. dice:

    Memo, bájale, no me parece tan descartable el trabajo un futuro para México. Debemos aprender a concretizar sobre los temas y los problemas, no crear grupos en los problemas. Es una sugerencia, pero estoy de acuerdo con tu opinión del tema.

  8. Memo dice:

    Es lo que intento, Beatriz. Pero me parece que si se trata de poner las cartas sobre la mesa, no basta con limitarse a la cuestión electoral. Por otra parte, ¿por qué no ennumeras las propuestas del libro mencionado para saber cuáles consideras rescatables?
    Yo por lo pronto, reitero mi desacuerdo: un país de clasemedieros consumidores, ¡no, por favor!

  9. FMGARZAM dice:

    1)Un país de burgueses, no más.
    2)¿ Acaso no son las campañas electorales temporadas de licencia abierta a la manipulación?
    3) Quizá sin manipulación no hubiera habido este nuestro México. ELLOS LOS MANIPULADORES LO HICIERON. HICIERON LA IDENTIDAD Y EL NACIONALISMO. Que mejor ejemplo en Wembley hoy a las 11.00AM del Mexico que ellos hicieron. Ese es México. A Mexico lo hicieron las comunicaciones y RCA-Televisa. Esa es la narrativa que nos inculcaron (¿alguien se acuerda del 5 de mayo de 1862?). Esa es la argamasa que, con la repulsión a ser Americanos o Guatemaltecos o Belizeños, nos une.
    Hace como 80 años con el fin de expandir a la RCA, la radio y los negocios, Don Emilio Azcarraga y socios y parientes se mudan al D. F. Obvio, gente de acá del Norte, los movía el lucro.
    Curiosamente, nadie le(s) ha reconocido que también se fueron a, si bien no a fundar, a fundamentar un país, una nación. A MANIPULAR LA CONSTRUCCIÓN DE UNA VERDADERA IDENTIDAD NACIONAL (hasta el mariachi nos inventaron).
    PERVERSOS. De que hay perversidad en la manipulación no hay duda. ¿Ahora nos queda? solo el intentar evitar que se cobren caro los favores.
    Televisa y Azteca no deben cobrar. Pero:
    ¿Acaso La Jornada no es culpable de una manipulación antagónica bastante similar?

  10. Es realmente vergonzante los extremos a los que han llegado Andrés Manuel Lopez Obrador y la izquierda mexicana para poder justificar su fracaso electoral nuevamente.
    En el 2006 inventaron el mito de un fraude que jamas comprobaron, en el 2012 ya se desistieron de comprobar mito alguno, su teoría es que los mexicanos somos imbéciles que nos dejamos manipular por toda una constelación de intereses politico-economicos confabulados todos ellos para hacernos creer una realidad distinta.
    ¿Que van a inventar la próxima vez?, se están quedando sin cartuchos. En el PAN están ya comenzando a discutir las razones, a dialogar entre ellos para encontrar las fallas que tuvieron. En el PRD cualquier saludable esbozo de autocrítica es rápidamente silenciado por los necios alegatos de su líder mesiánico.

  11. Adriana Fermín Robles dice:

    Lo que es realmente una tontería es no ver y no sancionar esos intereses cuando violan las leyes, imponen una agenda de terror en las calles /ley de la selva, crean o ahondan monopolios con tarifas que los enriquecen, son miopes a los problemas del país (educación, economía, salarios justos, creación de Medianos empresarios), etc. Muy romántico FMGARZAM, nada de lágrimas, que casi vomito tu argumentación de la identidad y la manipulación. Simplista idiota diría. Tan imbécil no por burguesa sino por simplista.

  12. MonsiPazfuentesnochespiro dice:

    Es vergonzante la cegatona forma de ver las cosas de Federico Lucas Tañeda, oye Jesús ya, ayer no, mañana quién. ¿Chaparrón Bonaparte?

  13. FMGARZAM dice:

    Nací norteño hasta el tope. Me gusta decir verdades. Si no te gusta ni modo.
    Ya me hicieron candidato para La Idiotez de lo Perfecto II.
    Piénselo otra vez, quizá les salga mejor.
    Pregunto para aprender. ¿Con que se forma la identidad y la nacionalidad mexicana? (¿La de un Yucateco, un Oaxaqueño, un Sonorense o un Regiomontano?)
    ¿La de gente que nunca ha visto los murales de Diego Rivera y los otros maestros (de la manipulación ideológica)?
    Mis lágrimas, y son reales, son por un país que está al borde de que se lo cargue el payaso. Y la desesperanza de que tanta gente se obsesione en la idea de que la salvación está en el liderazgo de un verdadero payaso, de un manipulador, que los hay de todos los colores del espectro, particularmente en los suprarojos.

  14. thanks very much for this great post! i had a lot of interesting thoughts while reading this which i might just put into action right away. thanks

  15. RAFAEL TOSCANO dice:

    Aqui no hay ciencia, es solo question de memoria y analizar las cosas. Porque aqui hay de dos: o los Mexicanos son pendejos o de a tiro hubo Fraude. A poco los Mexicanos no ven a Alemania por ejemplo que despues de dos guerras mundiales en solo 5-decadas llego a ser potencia? Y a poco no ven que el PRI en 7-decadas no ha podido/no pudo sacar al pais de un mediocre Tercer-mundismo. Entonces? a ver expliquenme eso??? Perdieron la memoria los mexicanos?Hay se las dejo de tarea! Y a todos los que dicen que no hay manipulacion les recomiendo que vayan a las communidades rurales y les pregunten a los Purepechas, a los Mayas a los Huicholes y les pregunten como no nomas los manipulaban pero hasta los amenazaban para que votaran por el PRI.

  16. Revo dice:

    Quizá, y en una democracia, las múltiples manipulaciones se anulan unas a otras dando como resultado la decisión soberana, o por lo menos multimanipulada.

  17. chuchinkep dice:

    Exquisita la forma en como logra manipular al lector hasta dejar tras una cortinilla de humo al enjuiciado; volver manipulador a quien clama justicia; y de pisotear y seguir denigrando al manipulado. El cinismo con el cual escribe, señor Silva-Herzog es digno de un psicópata.
    Es capaz de llegar a estos niveles con tal de defender lo indefendible y de justificar lo injustificable.
    México será jamás una potencia mundial en cualquier cosa, puesto que ese no es su rol dentro del sistema, que nuestro país se someta a este papel es el rol que le corresponde a ‘personas’ como Peña Nieto o el mismo Jesús…

  18. omar dice:

    Momento, vamos dejando las categorías médicas y demás taras aparte. Todos tenemos derecho a un punto de vista. Aún parcial porque lo es en sí. No comparto con Jesús nada últimamente pero eso no me quita nada ni me da nada, más que el hecho de no compartir que importa. Jesús ni nadie, ninguna persona que escriba de buena fe y hasta mala fe es un psicópata. Eso dejénselo a los contextos. Jesús es honesto porque dice lo que piensa. Y eso está bien.

Deja un comentario