Caricatura

20, Jul 2008

Cartones sobre la portada

Content_cartoonbox_slate_com

y 70 cartones más sobre caricaturas polémicas…

Compartir en Twitter Compartir en Facebook
17, Jul 2008

Jon Stewart sobre la portada

Gracias a Ernesto Diezmartínez encuentro este fragmento del Daily Show de Jon Stewart.

"Lo que deberían de haber dicho los encargados de la campaña de Obama es: ‘El Senador Obama no está molesto porque hicieron una caricatura en donde lo retratan como fundamentalista islámico porque los únicos que se molestan por una caricatura así son… ¡los fundamentalistas islámicos! El Senador Obama dice que el cartón del New Yorker es sólo un puto cartón!".

´

Aprovecho para recomendar Cinevértigo, el blog de Ernesto Diezmartínez.

Compartir en Twitter Compartir en Facebook
16, Jul 2008

Una caricatura responsable

El New Yorker desempolva y agrega animación a esta caricatura genial de Michael Shaw, que publicó en la crisis de las caricaturas danesas.

Compartir en Twitter Compartir en Facebook
16, Jul 2008

El derecho a dibujar

Steve Bell, cartonista del Guardian comenta el escandalillo. ¿Pueden ir demasiado lejos los cartonistas? Por supuesto que sí. ¿Deben ir demasiado lejos? Claro que sí. Bell apunta algo que sugiero en la entrada que aparece abajo. El cartonista no puede ser responsabilizado de los burros que se toman las cosas literalmente. Si te tomas literalmente una caritatura te conviertes inmediatamente en un idiota.

No cabe duda que su cartón de Obama es mucho más impactante que el del New Yorker.

Compartir en Twitter Compartir en Facebook
15, Jul 2008

Más de la portada

El torbellino de opiniones sigue. Marc Ambinder cree que el episodio es un abuso de la indignación. Cuando todo es indignante…nada lo es. Todo se vuele trivial y eso es finalmente indignante. En slate Jack Shafer piensa que el error fue de Obama al no ser capaz de reírse del chiste. Concluye Shafer: "sólo pensadores débiles temen imágenes fuertes." No me interesa leer una revista que se presenta como una cena en la que solamente se sirven chicharitos y verduras hervidas. Estoy de acuerdo.

Kevin Drum se rió pero luego sintió un latigazo de remordimiento: no te rías de esto. Entiendo que es una sátira pero no es buena sátira, dice.

Mccain_caricatura_2David Horsey imagina una portada paralela de la derecha. Aquí la inserto al lado. La caricatura tiene el mismo escenario: la oficina oval de la Casa Blanca. El presidente es un anciano que venera a Cheney. Su esposa se dedica a darle analgésicos y en la chimenea, lo que arde es la constitución. La dedicatoria elocuente: esto es para los literalistas incapaces de entender la ironía.

El Washington Monthly hace una pequeña adición al cartón de portada.

En México el revuelo llegó a las primeras planas. León Krauze en el blog de letraslibres considera que la portada es un tropiezo. Siguiendo el argumento de los censores sensibles dice que "el horno no está para bollos."

Compartir en Twitter Compartir en Facebook
14, Jul 2008

La sátira y el fin del humor

Newyorker_3

La portada del nuevo New Yorker ha generado una intensa polémica. El cartón de Barry Blitt pinta a Obama y su esposa reuniendo todos los estereotipos con los que la derecha quiere caricaturizarlos. La pareja ubicada en la oficina oval es el matrimonio de un musulmán y una guerrillera. Ahí se ve el retrato del primo Osama y la bandera incinerándose en la chimenea.

Una portada ofensiva y de mal gusto, respondió de inmediato un vocero del candidato. Jason Zengerle en el New Republic se indigna con la portada: sólo se acepta porque está en un medio liberal. Si esa hubiera sido la fachada de otro medio, todo mundo se indignaría. La portada es tramposa porque no es claro si se une o rechaza los prejuicios y habrá gente que crea que Obama es, efectivamente, un fundamentalista islámico. El tal Zengerle quiere, en otras palabras, que arriba de una sátira exista una leyenda que diga con todas sus letras: "esto es una sátira." En The Nation, John Nichols acepta que el cartón es una sátira–pero es una muy mala sátira. Hay otros que describen la portada como repugnante y sugieren cancelar la suscripción a la revista. En facebook se organizan los boicoteadores. Ezra Klein dice lo obvio: relájense, esto es una caricatura. Jeffrey Goldberg insiste en esa línea: el cartón es simplemente gracioso. No es el trabajo de una revista el estar protegiendo candidatos por sátiras que los tontos no entienden. Gary Kamiya comenta alarmado que el episodio de la portada muestra que el bushismo terminó por aniquilar el sentido del humor de los liberales norteaemericanos–y eso no es chistoso. Y el editor de la revista, David Remnik tiene que salir a explicar las cosas: nos estamos burlando de los prejuicios. Y, claro, la sátira ofende con frecuencia. 

El cartonista ha respondido brevemente: quise exhibir la ridiculez de describir a Obama como un antipatriota.

Un interesante artículo del New York Times registra que, en una cultura tan saludablemente burlona como la norteamericana, no se hacen chistes sobre el candidato demócrata. La caricatura de Blitt lo confirma: la burla se dirige a los sembradores del prejuicio, no a Obama.

Compartir en Twitter Compartir en Facebook
08, Jul 2008

Centro

Roto_franco

Y por aquí

Compartir en Twitter Compartir en Facebook
21, May 2008

Necedad

Necio

De Urodonal

Compartir en Twitter Compartir en Facebook
14, Abr 2008

30 años de cartones de KAL

Hace treinta años, Kevin Kallaugher, conocido simplemente como KAL, publicó su primera caricatura en el Economist. La revista lo celebra con una página dedicada a sus mejores caricaturas y con un video donde el caricaturista rememora su carrera:

Compartir en Twitter Compartir en Facebook
10, Abr 2008

De Peter Brookes

Hussein_aplasta_a_bush

Compartir en Twitter Compartir en Facebook
14, Mar 2008

Elogio de la blasfemia

Alberto Manguel regresa a las caricaturas de Mahoma, ahora que se ha atrapado a unos matones que intentaban asesinar a los dibujantes daneses:

Caricatura_mahoma

Asegurar … que un chiste, un dibujito, un juego de palabras, pueda ofender a Aquel para quien la eternidad es como un día, me parece la mayor de las blasfemias. Los endebles seres humanos podemos molestarnos si alguien se burla de nosotros, pero seguramente no puede ser así para un ser que imaginamos supremo, incorruptible, omnisciente. Borges arguyó que de los gustos literarios de Dios nada sabemos; es difícil pensar que Alguien que todo lo sabe y cuyo generoso sentido estético lo llevó a inventar desde el poético antílope hasta la burda broma del hipopótamo, destierre de su mesa de noche las obras de Diderot, de Salman Rushdie, de Fernando Vallejo y de Mark Twain. Su profeta enseñó los beneficios de la risa: "Que tu corazón sea ligero en todo momento, porque cuando el corazón se ensombrece el alma se ciega".

Compartir en Twitter Compartir en Facebook
01, Feb 2008

La contienda de los espectros

(Según Steve Brodner)

Brodner_espectros_2

Compartir en Twitter Compartir en Facebook